¿Las gafas de sol baratas son perjudiciales?

Las lentes de sol se han transformado en un complemento básico para muchos de nosotros. Así sea por moda o bien por seguridad visual, el día de hoy las lentes son una parte de nuestro look diario. Mas, ¿qué sucede si empleamos lentes de sol de mala calidad? El enorme desconocimiento sobre sus consecuencias, acostumbra a llevarnos a aventurarnos por la opción más asequible.

En el mercado actual, se pueden hallar monturas de sol “low cost” por un costo que apenas alcanza los cinco euros. Los mercadillos, bazares o bien los conocidos top manta se han transformado en una de las opciones alternativas más escogidas para adquirir accesorios de la vista. Los hay de todos y cada uno de los tipos, colores y formas. No obstante, no somos siendo conscientes de que esta adquiere puede suponer un daño perjudicial para nuestros ojos. Desde cefalea hasta conjuntivitis o bien quemaduras.

gafas de sol baratas

Las lentes de sol se fundamentan en 2 elementos esenciales, el tinte y el filtro. El mal procesamiento de los dos, genera graves problemas. Al tiempo que el tinte es bastante frecuente en una cualquiera de las lentes de sol asequibles, en tanto que sencillamente es obscurecer la lente en frente de la luz directa del sol, el filtro tiene un mecanismo más difícil para los fabricantes.

Esta clase de lentes, no acostumbra a tener un tratamiento de filtros como las homologadas. Estas no pasan los controles de calidad, que verifican si la protección ante rayos ultravioletas es eficaz o bien no, entre otras muchas cosas.

Conforme una investigación efectuado por la Universidad Complutense de la capital española ‘Calidad óptica de lentes y filtros de protección solar comercializados en establecimientos no sanitarios’, el noventa y tres por ciento de las lentes que se venden en establecimiento no sanitarios disponen de lentes que no cumplen con la normativa en vigor.

Es mucho mejor no llevar lentes, que llevar unas malas. De esta manera lo contaba Marta Hazas en ‘El Hormiguero’ que por medio de un breve análisis, nos desvela el peligro de utilizar lentes de mala calidad.

¿Exactamente en qué debemos fijarnos al adquirir lentes de sol?

La radiación es medida por su longitud de onda en nanómetros. Un nanómetro (nm) es la millonésima una parte de un milímetro.

La luz perceptible va más o menos de los cuatrocientos a los setecientos nm y la ultravioleta de los cien a los cuatrocientos.

A fin de que las lentes resguarden contra las clases más perjudiciales de radiación ultravioleta, “los lentes deben tener constancias de protección UVB, UVC, entre doscientos noventa-trescientos veinte nm “, explicó Ferrer.

“La gente ignora la peligrosidad de los lentes que se venden en la vía pública”, advirtió el oculista.

“Piensan que hacen un negocio mas están comprometiendo con seriedad su vista”.

La OMS señala:

La radiación ultravioleta es una parte del espectro emitido por el Sol. Al tiempo que los rayos UVC , con longitudes de onda entre los cien-doscientos ochenta nm, es absorbida por el ozono en la atmosfera, la mayoría de los rayos UVA , (315-cuatrocientos nm) y cerca del diez por ciento de los rayos UVB (doscientos ochenta-315 nm) llegan a la superficie terestre.

Pequeñas cantidades de UV son esenciales para la producción de vitamina liposoluble de tipo D, mas la exposición no conveniente puede resultar en inconvenientes crónicos, incluyendo cáncer, que afectan la piel, los ojos y el sistema inmunológico.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies